Final

viernes

Si pierdes la vista en el infinito de la estela plateada que proyecta la luz de la Luna en el Mar, te invadirá un estado de Paz. Resolverá tus dudas.

Me encanta la Leyenda que dice que al final del Arco-Iris hay un Duende con un Tesoro. Que lo difícil es encontrar ese final, más aun que arrebatar al pequeño ser sus pertenencias.

La meta, la recompensa. Encontrar un Final.


Los escritores, los guionistas, pintores, buscan el remate de su obra. Empezar una historia , ir desarrollándola poco a poco y saber , o tener, en mente la manera de crear un colofón que cierre su trabajo. Hay quien empieza construyendo desde atrás. Crean su obra sabiendo como termina. Otros se van enrevesando tras pinceladas, tramas y personajes, creando una madeja de difícil desenredo, que te aleja del interés y general.

Los post son parecidos. Cuando comienzas a escribir uno del que sabe cual es la finalidad principal, sale redondo. Directo al grano.
Cuando te sientas frente al teclado y dejas que miles de historias se entremezclen, posiblemente el batiburrillo sea extraño.

Y es lo que tiene estas cosas…unas veces tanto por decir, y otras tanto por callar.

PD: Gracias a EMBRUJO por el Premio, me hace mucha Ilusión. GRACIAS!!

2 Cosas que quiero decirte.:

embrujo dijo...

muackisssssssssssssssssssss

Piel de letras dijo...

Es parte del encanto de esto, mi querido Axioma. Los batiburrillos que nos salen de las entretelas del juicio. ;-)

Saludos, Besos y quiero decir que yo también cambié varias veces la fachada de mi casita y tarde me di cuenta que había perdido el regalito de Embrujo ¡sorry!